Síguenos:
    Compártelo en

Tipos de personas que te puedes encontrar en una clase de yoga

https://www.flickr.com/photos/gothiatowers/32942921941/

Kundalini, Vinyasa, Iyengar, Hatha… Son algunos de los nombres que nos podemos encontrar cuando decidimos practicar Yoga. Elegir cualquiera de ellos dependerá de las expectativas y lo que busquemos trabajar en nuestra práctica de yoga, pero, al margen de nuestro interés por una modalidad u otra y elijamos la que elijamos, en todas ellas nos vamos a encontrar un denominador común: tipologías de personas que, casi con seguridad, encontrarás en una clase de yoga. Da igual que vayas a un centro o decidas practicar al aire libre, contra todo pronóstico, allí estarán esperándote o quizás tú seas uno de ellos.

El entregado a la causa

Ese que, cuando llegas y aún andas preocupado en colocar tu esterilla, él ya está meditando y conectando con esa energía que lo llevará a lo más sublime. Ni se inmuta ante el aleteo de esterillas a su lado. Permanece impasible, con los ojos cerrados, con una perfecta posición de loto y un mudra susurrando entre sus dedos.

El nuevo

Hace tiempo que quiere hacer yoga. Se le distingue fácilmente entre la multitud, mallas ajustadas o pantalón de chándal, camiseta suelta, esterilla de las buenas, cara expectante y alguna que otra postura titubeante, tratando de disimular su desconcierto.

El descamisado

Ese que, en un acto de absoluta generosidad, se quita la camiseta en el primer saludo al sol. A este le suele salir bastante bien la postura de la cabeza. Un torso perfecto, salido de algún anuncio de yoga de los que suelen circular por las redes.

El aventajado

Ese que siempre busca la postura más difícil. Nada le sacia, es un malabarista encarnado en un yogui. Suele ser el mismo que ya estaba meditando cuando llegaste a la clase. Siempre se sitúa en lugar estratégico, delante del profesor, en el aula; en primera fila y hacia un lateral, cuando la clase es al aire libre.

El atascado

Aquel que con gran devoción tuvo que hacer presencia en algún acto alternativo y reivindicativo y necesita purificar cuerpo y mente y sudar todo lo que se bebió en lucha y pasquín. Normalmente se ponen cerca de la puerta

El académico

Le suelen salir bien todas las posturas. No pierde de vista al profesor y siempre va al mismo ritmo en las asanas, ni antes ni después. Suele lucir conjuntos de última moda para yoguis y, por supuesto, ha viajado a la India.

El abuelo

No sabes si tiene setenta o está cerca de ochenta pero te encanta tenerlo cerca. Irradia plenitud, tranquilidad y ya te gustaría tener su flexibilidad. Tratas de no compararte.

El entregado

El que siempre piensa que hay que aplaudir al profesor antes del Savasana. Suele ser la misma persona que el académico.

¿Con cuál de ellos te sientes más identificado? 😉

Escrito por Equipo AIYA


Conoce nuestra formación en YOGA AYURVÉDICO.

Abierto plazo de inscripción: info@aiyayurveda.com

Publicado por AIYA / Publicado el 06 Jul
  • Comentarios del post 0

    Déjanos un comentario

    Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

    Uso de cookies

    Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

    ACEPTAR