Síguenos:
    Compártelo en

6 sugerencias para empezar a meditar de forma sencilla

meditar de forma sencilla

 

Hola Pedro, viendo “meditación para todos” he dado contigo y me interés primero al ver tus artículos de Kerala ya que estuve allí hace 2 años y me enamoré de aquello. Me interesa mucho todo lo que tiene que ver con conectar con uno mismo , hago pilates y reiki y leo cositas de yoga y meditación pero acabo haciéndome un pequeño lío porque es mucha la sobreinformación. Necesito empezar a meditar de forma sencilla, la pena es que vivo muy lejos , nada más y nada menos que en jerez. Que me aconsejas para empezar con calma?? un beso ML

Hola ML. Un placer leerte.

Lo que te aconsejo para empezar a meditar es que empieces. No te sugiero que leas demasiado acerca de sofisticadas técnicas, religiones o filosofías. Nuestra mente mono nos dice que las necesitaremos para comenzar, ya que precisamente es la menos interesada en que nos pongamos manos a la obra. A nuestra mente mono le aterra la meditación, ya que cuando meditamos pierde su poder! Nos dice constantemente que meditar es algo complejo y lejano. También una vez sentados nos molesta con frases del tipo: “no lo estás haciendo bien, estás perdiendo el tiempo”. Pero no es cierto. Si bien más adelante es conveniente cierta guía, los comienzos pueden hacerse solo. De hecho te diría que es hasta deseable y emocionante que pruebes para que vayas sintiendo la actividad de tu mente sin ninguna técnica previa.

Siéntate y simplemente hazlo. Meditar es algo sencillo. La mayor dificultad está en persistir en el acto mismo. La constancia. Es una cuestión de entrenamiento.

Pero esto se consigue practicando.

Yo empecé así, de adolescente. Con muchas ganas y poca idea. Con ligeras nociones de artes marciales. Me llamaban la atención las referencias que hacían siempre los viejos maestros de kárate a la meditación y al zen.. As que me animé a probar. Y hasta hoy. Toda una historia en la que uno va aprendiendo. Equivocándose. Perdiéndose. Encontrándose. En definitiva, madurando.

Amiga, te sugiero lo siguiente para empezar a meditar de forma sencilla:

1.- Encuentra tu postura.

Busca una postura que te permita tener la espalda estirada y en la que puedas estar lo más relajada posible. Coloca las piernas cruzadas y los isquiones bien apoyados en un cojín. De momento no te preocupes por nada más.

2.- Siente tu respiración.

Tanto como puedas. Siéntela.  A través de todas las sensaciones de tu cuerpo que puedas. En tus fosas nasales. En los movimientos de tu abdomen. Espíala. Acéchala. Como si fueras un tigre agazapado antes de saltar sobre su presa. Totalmente relajado pero profundamente alerta.

3.- Y de repente un extraño.

Cuando te des cuenta que algún pensamiento te ha atrapado en su manto y estás soñando, tranquila. Con la mayor suavidad que puedas vuelve al paso anterior. Respira.

4.-Dedica un rato todos los días para meditar.

Empieza con unos minutos. Y poco a poco vete aumentando. Ser algo natural. La mejor práctica es por la mañana antes de amanecer o por la tarde antes del atardecer. son los momentos de transición Vata. Pero si no puedes, cualquier momento es adecuado. Salvo justo después de comer.
Ah! y los días que no hayas encontrado el hueco, no te flageles. Mañana tendrás una nueva oportunidad.

5.- Busca más gente como tu.

Aunque empieces sola, cuando puedas busca más gente con tu mismo interés en la meditación. Compañeros de práctica. Esto es de mucha ayuda. Comprobarás la fuerza que se crea en el grupo. Y te dará mucha motivación para los momentos bajos en la práctica.

6.- Busca alguien que te inspire para compartir tu práctica.

Cuando llegue el momento, sentirás la necesidad de compartir con alguien tu práctica. La meditación es un viaje personal hacia tu yo verdadero. Pero la mente mono es astuta y sibilina. Todos tenemos una vida y unas circunstancias que debemos aprender a superar y aceptar. Relaciones, trabajos, conflictos. La meditación no es sólo para los minutos que estamos sentados en el cojín. Es un proceso de maduración. Llega un momento, cuando uno empieza a profundizar, en el que es necesaria cierta orientación. Cierta guía de alguien que haya transitado antes esos caminos. Alguien al que puedas preguntar cuando dudes y pueda decirte: “cuidado, si coges la bifurcación de la derecha, te encontrarás un hoyo”. Aunque al final siempre serás tu la que tengas que elegir y tendrás la libertad de meterte en él si ese es tu deseo.

 

Echa un vistazo al post de 4 pasos para una práctica efectiva de meditación. Puede que también te resulte de ayuda.

Ánimo amiga y adelante!

Y recuerda que si quieres, no estás sola.

Pedro


Asociación Internacional de Yoga y Ayurveda

Publicado por Pedro / Publicado el 03 Sep
  • Comentarios del post 0

    Déjanos un comentario

    Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

    Uso de cookies

    Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

    ACEPTAR