Síguenos:
    Compártelo en

Masaje Shantala

Durante los primeros meses de vida podemos encontrar multitud de factores que pueden afectar a nuestros bebés: acaban de salir del útero de la mamá – un lugar caliente, seguro y  lleno de paz-, el proceso del parto, la nueva alimentación, las visitas… Por ello no es de extrañar que estas pequeñas personas tengan momentos del día en el que digan “basta”, lloren, se enfaden y griten su rabia y frustración.

Los bebés van acumulando estrés a lo largo del día y necesitan sacarlo para poder dormir. El llanto del bebé remueve, sobre todo cuando se prolonga en el tiempo y no sabemos qué le sucede. Con el tiempo iremos conociéndolo y sabremos detectar mejor los motivos de su llanto, pero los primeros meses resulta muy confuso y en ocasiones angustioso.

leo 2

Leo, mi hijo, solía tener estos ratitos de llanto inconsolable por las tardes, y aunque todavía hay días que los tiene, desde que practico el masaje shantala con él son mucho menos frecuentes e intensos. A pesar de los diferentes motivos por los que puede estar molesto nuestro bebé, ya sea por necesidad de contacto, sueño, gases, cólicos…el masaje shantala ayuda a tranquilizarle, y consigue que llegue a la hora de dormir mucho más relajado.

Lara Marín López

Publicado por Pedro / Publicado el 04 Jun
  • masaje shantala, Taller
  • Comentarios del post 0

    Déjanos un comentario

    Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

    Uso de cookies

    Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

    ACEPTAR